«Curiosity killed the cat», pero…

Curiosity killed the cat, pero podría haberle matado cualquier otra cosa que empezara por /k/.

Curiosity killed the cat es un ejemplo de aliteración (se repite el sonido inicial /k/). Aparece por primera vez en inglés en 1921 (con curiosity). Nadie sabe porqué a nuestros oídos les agrada esto: PayPal. Sense and sensibility. The Posthoumous Papers of the Pickwick club.

Antes se decía Care killed the cat, pero hasta el sustantivo care había ido cambiando de significado con el tiempo. Para Shakespeare (en cuya obra aparece por primera vez, refiriéndose probablemente a un dicho de la sabiduría popular), care significaba pena y tristeza, pero siglos después care se refería en este contexto al exceso de mimos o de atenciones (que también podrían acabar con el felino). Obsérvese que la aliteración se mantuvo: care también empieza por /k/.

En resumen: en virtud de los principios de la aliteración, al gato podía haberlo matado cualquier cosa que empezara por /k/: kindness, consternation o corruption, por poner algunos ejemplos. Animalito.

Adaptado de The elements of eloquence, de Mark Forsyth.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario